San Gregorio de Zaragoza, el campo militar en el que se coló una pareja de turistas

Imagínese tener que cocinar en medio de un campo de entrenamiento militar, rodeado de soldados armados esperando con ansia a que le sirvan la comida. Y ahora imagínese que está en un campo de adiestramiento sin saberlo. El primero es el escenario en el que se encuentran los aspirantes del programa de televisión de MasterChef en una de las pruebas del último programa; el segundo, en el que se encontró una pareja de turistas franceses hace apenas unas semanas, cuando el campo de San Gregorio de Zaragoza estaba a punto de servir como lugar de desarollo del principal ejercicio español con la OTAN. Ocurrió el 19 de mayo y fue un incidente que acabó con un helicóptero del 112 rescatando a la pareja.

El Centro de Adiestramiento San Gregorio, utilizado durante todo el siglo XX por miles de soldados españoles para la realización de ejercicios tácticos y de tiro, estaba a punto de ser escenario del ‘Valiant Lynx 18’, una serie de maniobras que realizan un total de 3.500 militares y para los que se movilizan 700 vehículos de la Brigada de Guadarrama XII de Madrid. Solo unos días antes de arrancar las maniobras, una pareja de turistas franceses de unos 70 años salieron a montar en bicicleta por la zona. Después de dejar aparcada su furgoneta en la barrera del galacho de Juslibol —un espacio natural ubicado sobre un acuífero del Ebro, a pocos kilómetros de Juslibol—, comenzaron su recorrido, sin ser conscientes de que estaban adentrándose en el campo militar —y a pesar de que suele haber militares de patrulla para impedir que los ciclistas traspasen las vallas—.

En su camino hacia Alfocea, traspasaron las vallas y atravesaron por terreno militar, a pesar de que ese día se escuchaban las explosiones, tal y como recoge el diario aragonés ‘Heraldo‘. El cicilista sufrió una caída en un cruce de caminos dentro del campo de San Gregorio y su mujer, nerviosa, decidió alertar al servicio de Emergencias. Pasadas las 18:30 de la tarde, llamó al 112 y trató de explicar en qué punto se encontraban, pero ni Protección Civil ni la Unidad de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Zaragoza pudieron ubicarlos por los caminos por los que hicieron la búsqueda.

Media hora después, la ciclista volvió a llamar a Emergencias, pero los servicios de rescate seguían sin ubicarlos, porque la mujer sólo mencionaba Juslibol pero no Alfocea, que era su destino. Ante esta situación, la Unidad de Medio Ambiente (UMA) se puso en contacto con Protección Civil y con el helicóptero del 112 para que los ayudaran. “El piloto del helicóptero adoptó una decisión acertada para revisar el campo de maniobras: pedir permiso a los militares. Así pudo localizarlos sobre las 20:00 cuando ya se iba la luz”, explicaba el jefe de la UMA, Alberto Esteban.

Una vez localizados, los franceses fueron trasladados al hospital Miguel Servet, donde el varón estuvo ingresado dos días. Según el jefe de la UMA, “se escuchaban perfectamente las explosiones y los tiros en el campo de San Gregorio el sábado”. Aun así, todavía no hay acuerdo sobre en qué zona fueron localizados: los ciclistas estaban un kilómetro dentro del campo militar, entre Juslibol y Alfocea; no obstante, Protección Civil asegura que el incidente se produjo “fuera de los límites de San Gregorio”, por lo que “no fue necesaria la coordinación con los responsables de la instalación”.

Operación Valyant Lynx 18 de la OTAN en España

Los ejercicios de ‘Valiant Lynx 18’ sirven para acreditar y verificar el nivel de preparación a las unidades que participan en función de los estándares de la OTAN. Su objetivo principal es el de adiestrar a una estructura de mando y control de la fuerza terrestre española, desde nivel cuerpo de Ejército a brigada, en una operación de alta intensidad y en un escenario con diversos actores internacionales.

A los entrenamientos acudió la entonces ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal —ya sustituida por la ‘socialista’ Margarita Robles en el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez—, que lo definió como “el más importante que realiza el Ejército de Tierra durante todo el año y en colaboración con la Alianza Atlántica”. La ministra presenció ejercicios tácticos de enfrentamiento a conflictos que van desde el combate generalizado frente a un enemico convencional hasta la ‘guerra híbrida’, frente a un enemigo asimétrico, e incluyeron fuego real de artillería y carros de combate, con apoyo aéreo de cazas F18 del Ejército del Aire y helicópteros ‘Tigre’, ‘Chinook’ y ‘Caimán’ de las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra.

Noticia de El Confidencial (Ver noticia original)

Deja un comentario

loading...